lunes, 10 de junio de 2019

LUNES DE SANTA CRUZ
Lunes de Pentecostés en Fermoselle. Si repasamos el calendario de romerías en Sayago nos aparece que el día siguiente al Domingo de Pentecostés se celebra la romería fermosellana conocida como “Santa Cruz”. 
Hoy se cumple con la tradición. La romería cumple con todos los requisitos: mayordomos, autoridades, romeros, eucaristía, procesión, chocolatada, asados, música, folclore…No se puede pedir más en una sola jornada.
En esta ocasión no quiero alargarme en la descripción prefiriendo plasmar la canción compuesta por el tamborilero Agustín Borges “El Madrileño” dedicada a esta efemérides hace ya unos años y que recoge muy en síntesis lo esencial de la fiesta. Agustín  la titula como:

ROMERÍA DE SANTA CRUZ
Bendito Cristo del Pino
Que miras “pa” Portugal
Muy cerca del río Duero
Te venimos a cantar.

Del otro lado del río
Nos dicen con alegría:
¡Qué bonito es Fermoselle!
¡Qué bonita romería!
 
El lunes por la mañana
Salimos de romería
Para llegar a la ermita
Donde pasamos el día.

Y al son de los tamboriles,
Cumpliendo la tradición,
Tocando por el camino,
Formando la procesión.

Santa Cruz, Santa Cruz, Santa Cruz,
En la ermita del Cristo del Pino
Celebramos la fiesta anual
Esta fiesta del Cristo divino.
Santa Cruz, Santa Cruz, Santa Cruz,
Romería para disfrutar,
“Pa” correr, beber y cantar,
“Pa” comer, beber y bailar.

Incorporo un video en el que Agustín interpreta una parte de la canción. Fotos de Roberto Fariza .


sábado, 8 de junio de 2019

EL CEIP DE FERMOSELLE YA POSEE EL SELLO DE
“CENTRO EDUCATIVO SOSTENIBLE”
El trabajo bien hecho y el esfuerzo continuado siempre producen los frutos apetecibles y recompensa el tiempo dedicado a un proyecto. Esto es lo que ha ocurrido en el Colegio de Educación Infantil y Primaria de Fermoselle con su participación en la convocatoria de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente conjuntamente con la de Educación de la Junta de Castilla y León bajo el titulo de SELLO AMBIENTAL “CENTRO EDUCATIVO SOSTENIBLE”. Dichas Consejerías han impulsado mediante este sello la incorporación de la educación ambiental en el programa curricular de los centros de educación obligatoria de la Comunidad, tanto públicos como privados. La intención de esta distinción es otorgar un reconocimiento público a los centros docentes no universitarios que desarrollan iniciativas de ambientalización integral del centro, basadas en la educación y la gestión ambiental.
En el día de ayer, en el Centro de Recursos Ambientales PRAE, se hicieron, por parte del Consejero de Fomento, la entrega de los galardones a los 24 centros premiados, cinco de ellos correspondientes a la provincia de Zamora, entre los que se encuentra el CEIP de Fermoselle.
Encabezado por su directora, Begoña García, el claustro profesores se puso de inmediato manos a la obra al tratarse de algo que ellos llevaban realizando con los alumnos y los padres del centro desde hace varios años tanto de forma teórica como práctica. Muchas fueron las horas empleadas en la materialización del proyecto que consistió en la elaboración de tres documentos en el que se recogieron las líneas básicas de actuación, las actividades a realizar  así como los objetivos a conseguir.
Una de las acciones ha consistido en crear una ecopatrulla dedicada a recoger durante los recreos los desperdicios de los almuerzos y lograr, con el apoyo de las familias, que la totalidad del alumnado lleguen al centro sin botellas de plástico con agua sustituyéndolas por cantimploras y termos.
Como objetivo estelar e innovador para el próximo curso se proponen conseguir un “camino sostenible” para evitar que los alumnos no se desplacen a la escuela en coche. Consistirá en establecer dos o tres puntos clave donde concentrarse y desde ellos, a través de un “camino señalizado”, se dirijan al centro educativo caminando o en bicicleta.
Desde está página del “Pulijón” queremos transmitir a la comunidad educativa del CEIP nuestra más cordial enhorabuena por esta distinción esperando que no sea la última.

lunes, 3 de junio de 2019

 VIII SEMANA DE MAYORES EN EL PULIJÓN
En la segunda quincena del pasado mes de  mayo la Asamblea Local de Cruz Roja de Fermoselle organizó, como viene siendo habitual los últimos ocho años, unas jornadas dedicadas a las personas mayores de la localidad con el lema “SIEMPRE CON NUESTROS MAYORES”. 
Para ello se utilizaron las diferentes instalaciones que la Asociación Cultural “El Pulijón” dispone a servicio de Cruz Roja correspondiendo a la colaboración mutua que existe entre ambas entidades.
Fueron 5 días muy intensos y cargados de actividades que fueron seguidas por un numeroso grupo de personas que mostraron en cada momento su interés por el desarrollo de todas ellas participando activamente.
Tanto la apertura a cargo de los responsables que Cruz Roja tiene en Fermoselle, sus representantes de Zamora, así como de las autoridades locales,  realizada en la sala de usos múltiples, así como las charlas informativas, los talleres prácticos y la comida, seguida de la entrega de premios y de la clausura, resultaron muy del agrado de los asistentes.
Con la seguridad de que esta VIII SEMANA DE MAYORES ha producido frutos satisfactorios para buena parte de los mayores de Fermoselle, felicitamos a Cruz Roja y deseamos se continúe con esta iniciativa en años sucesivos.

martes, 28 de mayo de 2019

 PUEBLOS CON DUENDE: FERMOSELLE
Corría el año 2.007 cuando el diario “El Mundo” editó, dentro de “Las Guías del Duero” el libro titulado PUEBLOS CON DUENDE DE CASTILLA Y LEÓN. Entre los nueve pertenecientes a Zamora aparece Fermoselle. Como entiendo que es una sinopsis de la esencia de la localidad, lo transcribo íntegramente para conocimiento de fermosellanos y simpatizantes.
El pueblo se localiza en la frontera con Portugal, al Suroeste de la capital de la provincia, entre los ríos Duero y Tormes. A pocos kilómetros se encuentra el embalse de Almendra. El origen de Fermoselle es prerromano, pero el territorio recobró interés con Fernando II de León. A finales del siglo XII debía tener construido el castillo, pues en él parece ser que se retiró doña Urraca después de ser anulado su matrimonio con el citado rey.
A consecuencia de las Guerras de las Comunidades, el castillo sirvió de refugio al obispo comunero Acuña, motivo por el cual la fortaleza y la muralla fueron arrasadas y Fermoselle, que desde el siglo XIII había pertenecido al obispado de Zamora, pasó a ser de la Corona. Alfonso XI se lo había dado en 1205 al obispo Martín I, y en 1221 le había concedido fuero.
En tiempos de Carlo V, y a pesar de la derrota del obispo Acuña, permaneció siendo un reducto de comuneros. En los siglos siguientes sus gentes debieron vivir ajenas a los avatares del Reino, salvo en la guerra con Portugal en el siglo XVII.
En el siglo XVIII crece la población, seguramente por el aumento de la plantación de viñas, que se redujo con la plaga de la filoxera a finales del siglo XIX, provocando una fuerte emigración hacia América. En la actualidad, el viñedo ha empezado a recuperar su esplendor, pues forma parte de la zona vitivinícola con Denominación de Origen Arribes. Es por ello que en la casa tradicional nunca ha faltado la bodega en los bajos de la vivienda.
El pueblo se ordena urbanísticamente de forma escalonada, por estar sobre la ladera. La denominación de loa Barrancos para una de las calles indica dicha circunstancia topográfica. Esta diferencia de alturas ha permitido la habilitación de miradores, como el de Torojón en la par te más alta del núcleo, o el de lLas Peñas en la zona sur.
El epicentro de la localidad es la Plaza Mayor, al pie de donde estuvo el castillo, mientras que las calles del Nogal y Montón de Tierra son de las más peculiares.
Fermoselle posee tres edificios monumentales: la iglesia de la asunción, construida entre los siglos XII y XIII, a la que se le añadió en el siglo XVI un atrio y un cuerpo a la torre. 
En su museo se conserva un interesante Cristo articulado del siglo XVII; la iglesia de Santa Colomba, donde se guarda el Cristo del Humilladero, talla románica del siglo XI, y el convento de San Francisco, fundado en el siglo XIII y reformado en el XVIII. Anejo tiene el hospital de los pobres y peregrinos, construido en el siglo XVI.
A las afueras del pueblo se hallan las ermitas de San Albín, La Soledad, que está en el cementerio, y la de Santa Cruz, la más alejada y cercana al mirador de Las Escaleras.”

lunes, 13 de mayo de 2019

CORRIENDO EN FERMOSELLE, “ARRIBES OCULTOS”
José Antonio Monzón, socio del Pulijón
Con una excelente participación, una gran afluencia de espectadores y una mejor organización se celebró en Fermoselle la primera edición de Arribes Ocultos, carrera de “trail running”. Aproximadamente fueron 250 los participantes en las tres modalidades que presentaba la prueba: "Experiencia" con 22,2 km y 1.000 m
 de desnivel, "Descubrimiento" con 9,5 km y 440 m de desnivel y "Senderismo" con la misma distancia que "Descubrimiento".
Eran las 10 de la mañana de  un día tal vez un poco caluroso para este tipo de competición, cuando se dio la salida desde la Plaza Mayor en primer lugar a los corredores de la máxima distancia, seguidos de los andarines, un poco menos numerosos. 
Ganadores categoría absoluta
De inmediato se encontraron con la primera “tachuela” de la subida a la Casa del Parque. De aquí, bajada inmediata hacia la zona de los Arribes, con desniveles durísimos y por senderos que ponían a prueba la preparación física de los atletas. 
Campeonas categoría absoluta
Prácticamente desde el principio se formo un grupeto de media docena de corredores mientras el resto se fue transformando en una especie de “serpiente multicolor” que entremezclándose  con la frondosidad que en esta época ofrece el arribanzo daban vistosidad al espectáculo deportivo. 
Rozaban las 2 horas, concretamente 1 hora y 53 minutos, cuando llegaba a la meta instalada también en la Plaza Mayor el atleta zamorano Daniel Sanz seguido muy de cerca por el vallisoletano Ricardo Mayordomo. En féminas, la zamorana Silvia Manrique y la portuguesa Rosario Sebastiao ocuparon los dos primeros puestos.
El patrocinio recayó en la Diputación de Zamora con el apoyo del ayuntamiento de Fermoselle. La prueba deportiva sirvió también para recaudar fondos a favor de la Asociación Corriendo con el Corazón por Hugo contribuyendo cada inscrito con un euro.
Gracias particulares del Pulijón a su socio José Antonio Monzón que se atrevió con los 9,5 km en la categoría de “Arribes Descubrimiento”. Enhorabuena, campeón. Y así mismo a los Tamborileros “Juan de la Encina” que siempre están dispuestos a colaborar en todo aquello que redunda en el bien de Fermoselle.

viernes, 10 de mayo de 2019

 “DÉJATE LLEVAR POR ZAMORA” EN EL “PULIJÓN”
Como viene siendo habitual en los últimos años el Patronato de Turismo de la Diputación de Zamora organiza el programa denominado “DÉJATE  LLEVAR  POR ZAMORA”. 
Su finalidad es dar a conocer algunos de los lugares que son referencia en la provincia por su interés turístico. Se trata de visitas de carácter gratuito y dirigidas por guías oficiales conocedoras de los respectivos  puntos seleccionados.
El sábado pasado correspondió a Fermoselle la recepción de un buen número de personas con ganas de pasear por la Villa y disfrutar de los muchos atractivos que ofrece. Se inició el recorrido en la Oficina de Turismo situada en la plaza mayor donde se unieron algunas otras personas que visitaban en ese momento Fermoselle y por lo tanto no pertenecían al grupo “oficial”. 
El paseo urbano incluyó la visita a los monumentos más emblemáticos, a varios miradores, al castillo de Doña Urraca, a la Casa del Parque y a la bodega de la asociación “El Pulijón”.
Durante la estancia en “El Pulijón” estuvieron acompañados por el vicepresidente de la entidad que hizo de anfitrión. La guía y acompañantes pasaron directamente a la zona de las bodegas, antiguos lagares que a pesar de no ser utilizados para la producción de vino, se convierten en la actualidad en una muestra de la utilidad en años pasados. 
La precisa información aportada por la guía sobre su construcción, su estructura y su antigüedad caló en los visitantes, desconocedores de este “Fermoselle subterráneo”, y que tanto les apasiona refrendado por el interés que muestran. Algunos aprovecharon para llevar en imágenes este “tesoro labrado en piedra y cuidadosamente escondido”   que hace a Fermoselle, y en este caso al Pulijón, punto de mira de muchos turistas.

domingo, 28 de abril de 2019

SENDERISMO EN FERMOSELLE,
TODO UN ÉXITO
Hoy se cumplen 18 años desde que la Asociación de Tamborileros “Juan de la Encina” se propuso dar a conocer el entorno natural de los Arribes del Duero y del Tormes en Fermoselle, así como la riqueza cultural, los vinos, la gastronomía, las calles y miradores, entre otros valores intrínsecos, de la villa arribeña. Y a fuer de ser sinceros, lo han conseguido a base de constancia y mucho trabajo, salvando algunos sinsabores que se han cruzado en el camino.
Pero la iniciativa sigue adelante con más ganas e ilusión. Y como estaba previsto en la programación a las 9 de la mañana de un día soleado los cerca de 300 caminantes se fueron concentrando en la plazoleta del Punto, hoy rotonda del Águila, junto a la piscina municipal.  Los sones de la gaita y el tamboril templaban el ambiente mañanero momentos antes de darse la salida a las 9 y 45. En grupos y con su guía correspondiente partieron hacia los arribanzos del Duero acompañados por un tiempo atmosférico primaveral que los senderistas agradecieron. Parajes como los del Ordial, los Gejos Blancos, la ermita de Santa Cruz y el Penao se fueron sucediendo durante la marcha.
La exuberancia de la primavera se encuentra en su máximo esplendor. Los olores y colores de la flora invitan a los participantes a disfrutar de un verdadero paraíso terrenal que solo en los Arribes de puede encontrar.  Se avanza con sosiego mientras se consiguen instantáneas paisajísticas que quedan para el recuerdo. 
El tiempo pasa con rapidez y se inicia el ascenso hacia el pueblo. La Plazuela es el punto de reunión para refrescar e iniciar el recorrido por las diferentes bodegas. Con los tamborileros como animadores se da paso al conocimiento del “Fermoselle subterráneo” a través de unas construcciones básicas e imprescindibles para la vida de épocas ancestrales  y que en la actualidad mantienen el recuerdo perenne de lo que trabajaron y “sufrieron” nuestros antepasados.
Llegada la hora del mediodía los andarines se encaminaron hacia los Olivicos donde la Peña “El Pulijón” dispone de una zona de ocio y recreo con los servicios necesarios para dispensar una sabrosa comida a base de paella elaborada in situ. A decir de los comensales, “el lugar inmejorable  y el menú muy apropiado y excelentemente elaborado”. No faltó el helado y una exhibición de “toreo participativo” a cargo del Fari y uno de sus novillos simulados.
Mediada la tarde las actividades se ejecutan en la Plaza Mayor. El grupo de Gaiteros de Bemposta (Portugal) junto a los Tamborileros de Fermoselle ofrecieron lo mejor de sus repertorios consiguiendo emocionar a los espectadores con su música transfronteriza tan arraigada en esta zona.
Concluye una jornada intensa de confraternización entre fermosellanos y visitantes a la espera de que el año venidero se repita, si cabe, con mayor número de senderistas.
Al atardecer continuó la fiesta, en este caso privada, para colaboradores, invitados y organizadores en los locales del “Pulijón”, que los cede gratuitamente, hasta bien entrada la noche.
Enhorabuena, amigos tamborileros, y a seguir en esa línea.